sábado, 1 de diciembre de 2012

Sacar lo mejor de cada uno

Debemos entender que hay personas que con las que no congeniamos.  Esto es normal y no pasa nada. Si de cincuenta personas no congeniamos con cinco o seis no hay porque preocuparse. El problema es cuando solamente congeniamos con cinco o seis.

Esto quiere decir que el problema no es tando de los demás como mío. Todos conocemos gente que se es amiga de todos, son líderes naturales la gente los quiere, son agradables, simáticos, se ríen de todo, son atentos y les encanta estar con la gente. No todos tenemos la suerte de ser de esta manera, si somos más individualistas, más tímidos, menos sociales, etc.

No hay porqué preocuparse por que seguro que tenemos otras cualidades que también son bien bonitas. La única conclusión que debemos extraer es que si hay gente a la cual todo el mundo responde es porque en  función de cómo tratemos a las personas estas nos muestran su lado agradable o su lado desagradable.

Muchas veces nos quejamos de que hay gente que nos trata mal y en muchos casos es porque nosotros no somos precisamente simpáticos con ellos. Hay otros casos en los que nos tratan mal porque hay gente que es mala persona pero estos son una minoría.


No hay comentarios:

Publicar un comentario